{ 46 }

De vacaciones se fueron los dos, separados obviamente, sin conciencia de la existencia del otro. Ella fue el 15 y el llego el 17. Hasta ahora no coincidieron, pero en una tarde de sol, cambio todo. La pelota fue el conector entre ellos, se conocieron por el simple echo de que la pelota con la que el  jugaba se escapó, ella en la orilla del mar, siente como choca algo contra sus pies. Mira hacia abajo, la toma y mira a su al rededor para ver a quien le pertenecía y ahí, justo en ese momento lo vio, el se acerco, no mucho, la miró, ella le lanzo la pelota y el le dijo gracias, de nada respondió. A partir de ese momento, en sus mentes no había más que la imagen de cada uno ¿ Amor a primera vista ? No lo se, se que no dejaron de pensarse, hasta volvieron al mismo lugar para encontrarse y si, ahí estaban, cerca, pero lejos. Se miraban, se deseaban, pero nada pasaba. Así fueron pasando los días y siempre se encontraban en la misma playa, en la misma hora, pero siempre lo mismo, nunca nada. Entre que la miraba, jugaba con su hermano más pequeño, miraba el mar, se propuso en su pensamiento : Mañana le hablo ! pero no pensó en la posibilidad de que ella ya no estaría mañana, que ese seria su ultimo día de playa, que ya después de hoy volvería a la rutina.
 Y así pasó, esperaba a que llegará para hablarle por primera vez, pero algo raro pasaba, ella no llegaba, ¿ Se le hizo tarde ? ¿ Se quedaron dormidos ? Espero toda la tarde, el sol ya se estaba yendo y ella, no fue. 
Así otro día y el siguiente y el siguiente, nunca más volvió. El se tuvo que ir, era tiempo de volver a casa, miro el mar por ultima vez, pensó en esa chica que conoció y nunca le habló, se arrepiente, pero ya nada puede hacer, la perdió. 
 Ahora solo queda en el recuerdo de cada uno, esa playa, esas miradas y esas palabras que nunca se dijeron. Tal vez no era el plan de la vida que ellos estuvieran juntos o simplemente sepan sus nombres. Solo termino siendo una historia que jamas comenzó




No hay comentarios:

Publicar un comentario